5 formas de ahorrar en gastos de tecnología en el Reino Unido

La tecnología ha traído mejoras fundamentales en la era digital actual. El mundo de los negocios, en particular, se ha beneficiado enormemente de la racionalización que ha proporcionado la digitalización. Es un concepto que no solo ha dado paso a excelentes soluciones automatizadas, sino que también ha ayudado a las empresas a ahorrar tiempo y dinero. Estudios recientes han demostrado que las empresas gastan un promedio del 2,6% de sus ingresos totales solo en su presupuesto de tecnología. Si bien esta estadística no es específica de la industria, lo que significa que la cantidad exacta diferirá de un negocio a otro, fluctuando según factores como el tamaño, la naturaleza y qué tan establecido ya está el negocio.

5 formas de ahorrar en gastos de tecnología en el Reino Unido
pixabay

Parece imposible exagerar los numerosos beneficios que la tecnología brinda a cualquier organización. Ha permitido un aumento significativo de la productividad, acelerando los procesos, permite compartir y almacenar información con facilidad, y la automatización reduce notablemente el error humano.

Cuando suma la cantidad de ahorro de costos de estos beneficios, puede notar el aumento en los ingresos de una empresa. Sin embargo, estos sistemas y tecnologías pueden ser costosos de implementar desde el principio, especialmente para las nuevas empresas que intentan hacer todo a la vez. Afortunadamente, hay varias formas de optimizar su presupuesto y reducir el gasto en tecnología. En este artículo, veremos cinco formas en las que puede ahorrar fácilmente en su presupuesto de tecnología.

Reduzca los costos de su impresora

Los costos de la impresora son necesarios; sin embargo, hay formas de reducir sus gastos. Reducir el número de copias en color producidas; la verdad es que los documentos en blanco y negro funcionan bien para la impresión diaria. Puede reducir su presupuesto ya que tendrá que comprar cartuchos de impresora con menos frecuencia. El ahorro también se trasladará a su factura de servicios públicos, ya que ahorrará en la cantidad de energía utilizada: la impresión en color puede costar hasta ocho veces más que la opción en blanco y negro.

La impresión a doble cara también ayudará a ahorrar en la cantidad de papel que se utiliza; puede reducir los costos de papel hasta en un 50 %. La mayoría de las impresoras modernas también le permiten realizar ajustes en la configuración que implementarán automáticamente acciones de ahorro de costos, por lo que podría valer la pena investigar un poco sobre su dispositivo actual.

Invierta en tecnología multitarea

Cuando piensa en los dispositivos de oficina que necesita, inmediatamente se le vienen a la mente dos factores: el espacio de oficina y el costo total. La mayoría de las pequeñas empresas no tienen la opción de espacio de oficina libre, ni tienen el presupuesto para grandes cantidades de equipos. Aquí es donde entran en juego las herramientas multitarea. ¿Por qué comprar una impresora, una copiadora y un escáner cuando solo puede comprar un dispositivo para hacerlo todo?

La tecnología portátil también servirá como multifuncional, ya que se puede mover y compartir fácilmente entre departamentos. Esto hace innecesaria la compra de varios artículos y fomenta el uso consciente de los recursos.

Utilice software libre

Los costos involucrados en la creación de un negocio, incluso con las herramientas de software más básicas, pueden resultar bastante elevados. Sin embargo, con un poco de investigación y creatividad, puede reducir significativamente este costo. A menos que necesite un software altamente especializado, es probable que pueda arreglárselas con versiones gratuitas.

Las versiones de software “Freemium” pueden no ser tan ricas en funciones o robustas como sus alternativas pagas, pero para tareas básicas cumplen su propósito. Google Analytics, por ejemplo, tiene una opción de uso gratuito que brinda información sobre el seguimiento de visitantes en el sitio web de su empresa. Y GoogleDocs le permite producir y respaldar documentos en línea sin cargo.

Reemplace el equipo obsoleto

Gastar dinero para ahorrar dinero puede parecer contraproducente. Sin embargo, si tiene objetivos de ahorro de costos a largo plazo, no es suficiente simplemente reducir sus gastos y luego darlo por terminado. En cambio, debe acceder a sus hábitos de gasto actuales para ayudar a determinar cómo podrá ejecutar sus operaciones, administrar la infraestructura y evaluar los datos de manera más eficiente.

Es común que las empresas operen en una infraestructura de red con décadas de antigüedad y, aunque técnicamente todavía funciona, no funcionan tan bien como deberían. La verdad es que la tecnología está evolucionando, encontrando nuevas formas de ser más ecológico, eficiente y rentable. Los equipos más antiguos generalmente carecen de calidad de salida y utilizan más tiempo y energía. Al implementar sistemas automatizados más nuevos, podrá completar múltiples tareas de manera más rápida y eficiente.

Consolidar sistemas de TI

Las empresas deberían considerar la consolidación de múltiples herramientas en una sola plataforma optimizada. Esto probablemente requerirá la eliminación de varias herramientas, y se incurrirá en costos con respecto a la compra de un sistema completamente nuevo. Sin embargo, al fusionar sus herramientas, ahorrará dinero y se beneficiará de las ganancias en productividad, ya que los trabajadores ya no tendrán que iniciar sesión en varios programas diferentes para completar las tareas.

La consolidación es una inversión y requerirá cierto esfuerzo; no obstante, el ahorro final de tiempo resultará valioso. A largo plazo, será mejor que las empresas cambien a una única solución que cumpla con todos los requisitos, en lugar de gastar dinero en innumerables herramientas diferentes.

Pensamientos finales

Al reducir los costos, aumenta las ganancias, que es el objetivo final de cualquier negocio. Si bien la tecnología es costosa, debe verse como una inversión y tratarse como tal. Las empresas deben fomentar el uso consciente de los recursos de la empresa entre los empleados y controlar cómo se utilizan los equipos, como las impresoras.

Es imperativo que las empresas realicen una investigación profunda y evalúen sus propias necesidades únicas antes de comprometerse a comprar nueva tecnología. De esta manera, es más fácil decidir sobre la opción más rentable y eficiente.

Leave a Reply

Your email address will not be published.

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.